• 21 millones

    de seguidores diarios

  • Líder de Prensa

    digital en España

  • Una amplia gama

    en revistas líderes en su segmento

Noticias

Estrategias para una gestión eficiente del agua

EXPANSIÓN organiza la jornada ‘Mejora y Eficiencia en la Gestión del Agua de los Municipios’, donde diversos debatieron sobre la gestión eficiente del agua, su aprovechamiento y su ahorro.

​La gestión eficiente del agua, su aprovechamiento y su ahorro son clave para un futuro sostenible. Para lograr estos objetivos, en España es necesario atender cuestiones como un correcto marco legislativo y regulatorio, un buen funcionamiento del abastecimiento y tratamiento de las aguas, una adecuación de las competencias municipales, y unas garantías de homogeneidad en las tarifas.  
 
Estos retos se pusieron sobre la mesa en la jornada ‘Mejora y Eficiencia en la Gestión del Agua de los Municipios’, organizada en Bilbao por EXPANSIÓN, con la colaboración de Acciona.  
 
​La gestión eficiente del agua, su aprovechamiento y su ahorro son clave para un futuro sostenible La consejera de Medio Ambiente y Política Territorial del Gobierno vasco, Ana Oregi, propuso entrelazar las fuerzas del Ejecutivo autonómico y de las de las Diputaciones forales para aunar políticas en materia hidráulica. A su juicio, esta tarea supone un trabajo político e institucional “complejo”, pero la reflexión conjunta entre administraciones “se impone en tiempos en los que los ciudadanos exigen eficacia en la gestión y transparencia en el manejo de los intereses públicos”.  
 
Pedro Barreiro, director gerente del Consorcio de Aguas Bilbao-Bizkaia, incidió en las prioridades de los servicios de agua para un futuro sostenible. Según explicó, los principios que deben dirigir una correcta gestión pasan por la consideración del agua como bien básico esencial y escaso y su papel de actor clave. Así, instó a velar prioritariamente “por el bienestar de los ciudadanos”, mejorando la calidad del servicio y la atención a los usuarios. Asimismo, reivindicó marcos estables en la gestión, y medidas para un consumo responsable por parte de todos y abogó por “criterios de estabilidad y esfuerzos en la formación”.  
 
El director general de la Agencia Vasca del Agua (URA), Iñigo Ansola, destacó la “heterogénea gestión” del agua en Euskadi, una situación que, según dijo, provoca una “disparidad global” en esta tarea en la comunidad autónoma.  
 
Pedro Barreiro, director gerente del Consorcio de Aguas Bilbao-Bizkaia, incidió en las prioridades de los servicios de agua para un futuro sostenible Esta circunstancia, a su entender, requiere de un impulso para la unificación de la gestión del agua, que “debe seguir siendo de titularidad pública”, y que podría llegar a un único ente gestor en la comunidad autónoma.  
 
En esa línea, desde URA se está trabajando en el reglamento marco de Prestación de Servicios de Abastecimiento y Saneamiento de Agua del País Vasco. Adolfo Ruigómez, consejero de Cuatrecasas, destacó los “terribles problemas de financiación” que se presentan en el sector del agua, y abogó por un cambio en su sistema de gestión en el mismo, “uno de los más básicos existentes”.  
 
Ruigómez también incidió en la “tremenda heterogeneidad administrativa” y la vulnerabilidad que supone. Según dijo, el propio hábitat disperso de actuación a nivel nacional hace “realmente compleja” la búsqueda de la uniformidad deseada.   Desde el punto de la financiación, el consejero de Cuatrecasas abogó porque ésta sea mucho más específica y desarrollada.  
 
Desde la Asociación Española de Empresas Gestoras de Servicios de Agua a Poblaciones (AGA), su presidente, José Carbonell, insistió en la necesidad de avanzar hacia una “gestión lo más integrada posible” de las actividades del Ciclo Integral del Agua. Es decir, el desarrollo conjunto de la captación, distribución, alcantarillado, depuración y reutilización.  
 
Asimismo destacó la necesidad de la figura de un regulador que asegure la “fijación y el seguimiento de los estándares en el nivel de prestación del servicio, en la estructura y determinación de los costes y las tarifas, de modo que se garanticen la autosuficiencia y sostenibilidad”.  
 
Fernando Morcillo, presidente de la Asociación Española de Abastecimientos y Saneamientos (AEAS), resaltó el déficit de inversión en infraestructuras del agua, la cobertura de costes y la armonización, transparencia y responsabilidad ciudadana como alguno de los elementos clave sobre los que trabajar para mejorar la eficiencia en la gestión del agua.  
 
En la clausura de la jornada, el presidente del Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia y exalcalde de Bilbao, Ibon Areso, abogó por “cultivar la cultura del ahorro” a nivel comunitario y puso en valor el “agua pública, la del grifo”, dijo, en sectores como la hostelería. “El asumirlo es un problema de mentalidad colectivo”.  
 
Iñaki San Martín, director comercial de Acciona Agua, aseguró que “no se trata de decidir entre la gestión pública o privada del agua, sino de cambiar la “o” por la “y”, ya que es completamente necesario aplicar fórmulas que impliquen tanto a los actores públicos como privados en la gestión del agua en los municipios.