• 21 millones

    de seguidores diarios

  • Líder de Prensa

    digital en España

  • Una amplia gama

    en revistas líderes en su segmento

Noticias

'Verdún': la batalla más famosa de la Gran Guerra

La Esfera de los Libros publica la última obra del profesor de Historia estadounidense Paul Jankowski sobre el combate que enfrentó a alemanes y franceses durante más de diez horas.

​La Esfera de los Libros publica en España Verdún, un relato reflexivo y minucioso del profesor de Historia estadounidense Paul Jankowski sobre la batalla más famosa y larga de la Primera Guerra Mundial, aquella en la que miles de personas perdieron la vida sin que, aun hoy en día, se haya desvelado las verdaderas razones. En esa localidad gala, los ejércitos franceses y alemanes, y sus máquinas, lucharon entre sí de acuerdo con la lógica y las convenciones de la época, sin ningún plan siniestro o noble propósito, impulsados por dos naciones-estado que gozaban de poderes sin precedentes sobre sus soldados. La mayoría no eran ni chovinistas ni pacifistas. Eran trabajadores haciendo su trabajo sin entusiasmo, tan bien y tan tenazmente que dejaron tras de sí un testimonio duradero de la capacidad destructiva de dos de las culturas nacionales más creativas de la historia.  
A las siete de la mañana del 21 de febrero de 1916 el suelo empezó a temblar en el norte de Francia. Durante las siguientes diez horas más de 1.200 cañones alemanes barrieron un pequeño saliente de las líneas francesas. La inmensidad de las explosiones colapsó casamatas, arrasó trincheras, cortó las líneas de comunicación y volvió locos a los hombres. Cuando el bombardeó cesó, las tropas alemanas comenzaron a avanzar entre los cráteres de los obuses. La batalla de Verdún comenzaba. Diez meses y 300.000 muertos después la carnicería aún continuaba.  
Paul Jankowski —uno de los estudiosos de la historia de Francia más prestigiosos del mundo, profesor en la Universidad de Brandeis (Estados Unidos)— realiza en Verdún el relato definitivo, ya que descubre los motivos alemanes para atacar una ciudad que no tenía ningún valor estratégico, analiza la lógica infernal que condujo a los dos beligerantes a perpetuar en el tiempo aquella sangría sin sentido, busca entre los testimonios de los soldados franceses y germanos conductas heroicas, los sufrimientos indescriptibles, odios, revueltas… y descubre finalmente cómo este hecho histórico se ha convertido en el símbolo de los horrores de la Gran Guerra.  
«Militarmente hablando, nadie ganó, en el sentido de que no hubo un resultado como tal; pero en otro sentido, el resultado fue que los franceses ganaron, porque consiguieron que los alemanes no lograran sus objetivos, impusieron su voluntad, impidieron que los alemanes tomaran Verdún y que causaran más bajas a sus tropas. En caso de que ese hubiera sido su objetivo», concluye enigmáticamente Jankowski sobre el desenlace de la batalla de la que ahora se cumple su centenario.