• 21 millones

    de seguidores diarios

  • Líder de Prensa

    digital en España

  • Una amplia gama

    en revistas líderes en su segmento

Noticias

La internacionalización da impulso a las empresas

Seis empresas españolas, Casademont, Edelvives, Meliá, Pili Carrera y Porcelanosa han sido reconocidas en los IV Premios Crédito y Caución a la Internalización organziados por el diaro económico EXPANSIÓN.

Las empresas españolas han llevado a cabo un enorme esfuerzo para saltar fuera de las fronteras nacionales y tienen presente la importancia para su negocio de la internacionalización “porque el futuro sigue estando ahí”, afirmó Rafael Pampillón, director de Análisis Económico del IE Business School, durante la entrega de los IV Premios Créditos y Caución, organizados con la colaboración de EXPANSIÓN, el IE Business School e Iberinform. 

Los galardones concedidos por Crédito y Caución, marca líder del seguro de crédito interior y a la exportación en España desde su fundación en 1929, reconocen la labor de empresas españolas en sus procesos de internacionalización. Así, un jurado de expertos, presidido por Carlos Espinosa de los Monteros, Alto Comisionado del Gobierno para la Marca España, ha declarado ganadoras a seis empresas marcadas por la innovación y la diversificación: Meliá, Porcelanosa, Llaollao, Grupo Edelvives, Casademont y Pili Carrera. En el proceso decisorio, el jurado tuvo que valorar 136 candidaturas presentadas por 72 empresas. 

Competitividad

Manuel Conthe, en defensa de la empresa española, quiso destacar que “la prosperidad de un país está en función directa con la pujanza de sus empresas y especialmente relacionada con su capacidad de innovar y de competir”. Asimismo, Conthe afirmó que, “en un momento como el que vivimos actualmente, en el que la sociedad en su conjunto está buscando referentes, las empresas hoy premiadas podrían ser los ejemplos perfectos a seguir”. 


Por su parte, Carlos Espinosa de los Monteros encargado de entregar las estatuillas y clausurar el acto aseguró que “las empresas premiadas son un ejemplo de la riqueza y diversidad de nuestro país, un país en el que tenemos compañías y líderes que destacan prácticamente en todos los sectores”. 


El empuje de los países emergentes, que ganan cuota en el mercado global creciendo a un ritmo en el entorno del 4,5% frente a los desarrollados cuyo crecimiento se sitúa cercano a los dos puntos porcentuales, está marcando la configuración económica mundial. A pesar de ello, España ha logrado mantener su crecimiento y en los últimos 20 años el peso de las exportaciones en el PIB nacional ha pasado del 23% al 34% actual. En este sentido, Pampillón afirmó que “las exportaciones se convierten en el protagonista del crecimiento español”. 


Para Carlos Pobre, “la esencia de los premios está en ese reconocimiento a estas empresas por la contribución a la economía española” y añadió que “Crédito y Caución, una compañía global presente en más de 50 países, busca seguir apoyando a estas empresas”.


Los Premiados

Héctor Colonques, fundador y presidente de Porcelanosa, fue reconocido como el Empresario del Año. Con más de 40 años de experiencia y presencia en cerca de 100 países, Porcelanosa es una de las empresas españolas con mayor reconocimiento mundial, según un reciente estudio de PwC. La diversificación de su producción ha sido un pilar fundamental en el crecimiento del grupo.


Meliá, que se llevó el premio Empresa Bandera, es una de las compañías hoteleras más grandes del mundo. Con más de 375 hoteles abiertos y en proceso de apertura en 43 países. En 2016, la compañía, presente en las principales ciudades del mundo, entró en Jamaica, Marruecos o Myanmar y reforzó su presencia en Estados Unidos, Brasil, Indonesia, Vietnam, Alemania, China o Cabo Verde.


Grupo Edelvives, fundado en el siglo XIX, consiguió alzarse con el premio Trayectoria. Tras más de 20 años con presencia en el mercado global, la editorial está reforzando su internacionalización mediante acuerdos como el firmado con Lego para introducir robots en colegios de distintos países. Además, ha firmado convenios de colaboración con empresas como Google, Dell o Intel.


El premio al Proyecto del año fue para Llaollao. Con sólo ocho años de historia, Llaollao está ya presente en 23 países, con 227 establecimientos. La compañía está presente, entre otros países, en España, Singapur, Malasia o Portugal. Recientemente, Llaollao firmó un acuerdo máster franquicia en Estados Unidos que supone la introducción de este yogurt helado 100% español en el primer mercado del mundo.


Casademont fue reconocida como la Pyme del Año, junto con Pili Carrera en un premio ‘ex aequo’. Casademont es pionero en la industrialización de la producción de embutido, que dedica fuertes recursos a I+D+i. Tras el veto ruso sobre las importaciones de productos cárnicos transformados procedentes de Europa de 2014, la firma logró continuar en los lineales rusos de la mano de un socio local.